Labios sellados

Habla tu mirada
y gritan tus ojos,
pero callan tus labios
y permanecen sellados.

Quiero escuchar tu voz,
que rías conmigo,
o que llores en mi hombro.

Habla,
grita,
ama,
odia,
¡pero reacciona!

Te veo en tu mirada,
te conozco en tus ojos.
Estás ahí,
sé que estás.

No puedes engañarme más,
no necesitas engañarte más,
porque he visto tus ojos,
un fugaz destello,
un imperceptible movimiento.

Sé que tienes miedo
y que te asalta la duda,
las cadenas son difíciles de quebrar,
y más aún
que su opinión deje de importar.

Habla tu mirada
y gritan tus ojos.
Tus labios siguen sellados
y el mundo ha ganado.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s